Conexiones

Un blusero más en esta selva de cemento… llamada Santiago de Chile.

El oscuro lado del SIMCE: El costo psicológico de la presión indebida a los niños y docentes

9 comentarios

Estamos a pocos días, de una nueva evaluación del SIMCE en los establecimientos educacionales del país, este año corresponde a los niveles de 2º, 4º, 6º y 8º Básico, además de II Medio en Noviembre. Se evaluarán los contenidos de las áreas de Lenguaje y Comprensión de Lectura, Matemática, Ciencias Naturales, Escritura, además de algunas evaluaciones específicas en discapacidad sensorial y educación física. Es por ello, que la mayoría de los colegios y escuelas, se esmeran en superar y aumentar sus puntajes, ya que representa en cierta medida (en el colectivo social generado por años) como la manera en que validan sus prácticas pedagógicas y académicas. Sin embargo, la pregunta es ¿Por qué se esfuerzan tanto los colegios en  mejorar un puntaje SIMCE?, ¿Quiénes pagan el costo de este esfuerzo? Veamos cual es el sentido de todo esto.

Los colegios y escuelas del país, se someten al Sistema Nacional de Evaluación del Desempeño (SNED) (http://www.sned.mineduc.cl/) en el cual se hayan los establecimientos subvencionados por el Estado, y además los regidos por el D.L 3166. El objetivo del SNED, es supuestamente, contribuir al mejoramiento de la calidad de la educación (lo que aún sigue siendo discutible) a través del incentivo económico y el reconocimiento de los profesionales de los establecimientos con mejores desempeños. Lo que quiere decir esto, es que se ponen a competir las escuelas y colegios, y los que tengan mejores resultados, ganan zanahoria y espaldarazos, el resto, solo críticas y látigos.

En SNED se compone de varios ítems en su evaluación, siendo el más importante (en un 65%) el SIMCE, en sus aspectos de efectividad (resultado del colegio o escuela) y superación (comparación entre una evaluación y otra a lo largo del tiempo). Es por ello, que los directivos y sostenedores colocan tanto empeño y ahínco en superar y alcanzar altos puntajes en estas pruebas estandarizadas. Estamos hablando de millones de pesos que los establecimientos se juegan, además de su seudo reputación social (creada artificialmente por el mercado educativo) y un ranking de colegios del mismo tipo (creando la ilusión que un alto SIMCE implica calidad educacional).

Es en esta línea, que se comprende el porqué de tantas horas de ensayos y más ensayos en las áreas consideradas más relevantes del aprendizaje (aspecto que es por lo menos, cuestionable con todos los estudios e investigaciones en neurociencias) a saber, matemática y lenguaje. En muchos establecimientos educacionales del país, llevan meses quitando asignaturas consideradas como “inútiles” por los directivos escolares, tales como Educación Tecnológica, Artística, Música, Educación Física, entre otros. Los someten a extenuantes procesos de pruebas, planes de mejoramiento de rendimiento en preguntas estandarizadas, les inventan asignaturas como “SIMCE”, les prometen días libres, notas, viajes, hasta premios en dinero, sólo por un puntaje en SIMCE.

Pero, ¿Quién paga toda esta locura?

Por una parte, los docentes y profesores de los establecimientos. La mayoría los obligan a alcanzar ciertos pisos en puntajes para renovarles los contratos (una práctica habitual es despedir el ultimo día hábil de diciembre) o acosarlos frecuentemente con ensayos y más ensayos en sus clases. Hay casos increíbles, de docentes que tienen que completar los libros de clases con materias que jamás pasaron, solo para tapar todo un trimestre de ensayos en matemática y lenguaje. Es una locura que no puede seguir así.

Y lo peor, es que con la nueva clasificación de colegios de la Agencia de Calidad Educativa, esta locura será exponencial.

Por otra parte, el costo lo pagan los que menos importan en ese sistema educativo perverso: los niños y niñas. Muchos de ellos, sus padres los llevan a psicólogos en estos meses por cuadros de ansiedad, estrés, angustia o depresión. ¿Cómo es posible que niños de 9 o 12 años sean sometidos a tanta vulneración de sus derechos más fundamentales? , ¿Dónde quedó el real sentido de la educación, que es hacer felices a esos pequeños y pequeñas? Es inaceptable que los niños y niñas deban y tengan que pasar por todo ello, y hay que ponerle atajo a eso, porque es inmoral y decadente como sociedad.

Una educación que basa su modelo en pruebas estandarizadas y rankings (que cuestan cerca de 25 mil millones de pesos, y que no tienen repercusión en política educativa en el país) con el costo emocional, afectivo y psicológico a docentes, niños y niñas, solo tendrá como resultado, una sociedad enfermiza y depresiva, que perderá el sentido real de lo educacional, que es hacer felices a las personas.

Anuncios

Autor: Carlos Ruz F.

Matemático UC. Profesor de Matemática e Incipiente Investigador en Educación. Coordinador General de Fundación Maule Scholar. Columnista en EduGlobal, El Quinto Poder y El Mostrador. Gestor en Resultados de Aprendizaje Activo. Áreas de Interés: Segregación, Mejora Escolar, Inclusión Educativa, Políticas Públicas, etc.

9 pensamientos en “El oscuro lado del SIMCE: El costo psicológico de la presión indebida a los niños y docentes

  1. Totalmente de acuerdo con usted. El uso que se está dando a esta herramienta es ajena a todo principio de la buena evaluación. Este instrumento que debería ser una fuente de rica información respecto lo que los alumnos están o no aprendiendo, no les sirve casi de nada a los docentes pues la información que reciben se limita a unas cuantas generalidades.

    • Muchas gracias por tu comentario. Es muy cierto lo que planteas, efectivamente se ha desvirtuado en demasía, y se ha caido en una santificación de la estandarización. El culpable no es SIMCE, sino las autoridades de MINEDUC en su nefasta gestión por años.

  2. Hola Carlos, gracias por sacar la voz en defensa de nuestros niños que además de no poder hacerlo, deben someterse a una de las “torturas disfrazadas” ( Simce) por la que opta la educación. Como una iniciativa de la sociedad civil creamos Lectura Viva ONG corporación de fomento de la lectura, sin ánimo de lucro, nuestro objetivo es contribuir en la formación de lectores, como una manera de mejorar la calidad de vida. En nuestro trabajo en escuelas y colegios de todo el país, hemos sido testigos de la ansiedad de muchos niños, ocasionada por este tema.
    Nos unimos a tus palabras, levantando la voz indignados ante esta forma mecánica de medir y sacar cifras, sin analizar, sin conocer los procesos de formación, sin tener en cuenta que el Lenguaje ante todo es disfrute y su manejo es la columna vertebral de todos los procesos de aprendizaje. Rige el entendimiento, el crecimiento y la comunicación, la vida misma y el futuro de cada persona. ¿Por qué hacemos a los niños infelices con una de las herramientas más hermosas y trascendentales que tiene el ser humano? Su lenguaje
    Gracias Carlos y esperamos compartir pronto contigo

    María Graciela Bautista
    Directora Lectura Viva
    www,lecturaviva.cl

    • Muchas gracias Maria Graciela, cuando gustes podemos compartir y debatir este tema, yo estoy en contacto con Isabel Sierralta, ella puede contarte algunas cosas en esta materia, y el próximo martes nos veremos en el Seminario de Educación que organiza la Fundación Maule Scholar y la Universidad Católica del Maule.

  3. Soy psicóloga y trabajo en un colegio. Me he dado cuenta del impacto que tiene el SIMCE en la educación. Todo está orientado hacia la rendición de tal prueba. Para aquellos cursos que rinden SIMCE, están destinados mayores recursos, el apoyo de los profesionales asistentes de la educación, etc. En mi agenda, están programados (por el dpto. de UTP) una serie de talleres “motivacionales” con el fin de apoyar a aquellos cursos que serán evaluados. Que tristeza ir al aula de clases y ver a los niños atemorizados con la idea de rendir tal prueba, que impotencia escuchar que tienen nerviosismo y miedo con tan sólo mencionar la palabra SIMCE, que frustración haber estudiado 6 años para tener que apoyar estas prácticas.

    Cuál es el límite?, hasta dónde vamos a llegar con todo esto? creo que se ha perdido el sentido de la verdadera educación, hoy en día, es más importante recibir dinero (bono de excelencia) y prestigio, que educar, enseñar y orientar a los niños a vivir de mejor forma en esta sociedad. Concuerdo totalmente con usted cuando dice que el resultado de todo esto, será una sociedad enfermiza, orientada hacia la competitividad y a los resultados, dejando de lado lo esencial de la vida, que es vivir una vida plena y en armonía.

    • Muchas gracias por tu comentario Paulina. Tu has constatado algo que por años se ha desarrollado, y que nos tiene con niños con depresión, traumas, ansiedad, etc. Es una verguenza en lo que se ha convertido la educación en el pais.

  4. Excelente articulo, desde hace años me declaro enemiga de las practicas de entrenamiento que destruyen los primeros y reales objetivos de educar a nuestros niños, siendo un secretos a voces los errores y aberraciones que se cometen cotidianamente en busca del “éxito” SIMCE me parece increíble que aun se sostenga e invierta en ello. Soy testigo de la infelicidad de los chicos en la escuela de hoy, cuando piensan en la escuela ya no piensan en encontrarse con los amigos, en compartir actividades interesantes y alegres sino más bien a la escuela es sinónimo de tortura permanente.
    saludos cordiles

    • Muchas Gracias por tu comentario Sol. Lamentablemente la competencia y los valores económicos de mercado están presentes en el aula, cada dia, de Arica a Punta Arenas. Ante esa realidad, debemos decir NO!! por que nuestros niños no son una mercancía educativa, un commoditie de transacción. Tenemos una larga lucha por ello. Un abrazo enorme.

  5. Concuerdo que la simce pueda ser mala y hasta horrible, igual que la famosa prueba para evaluar profesores, pero el cuento del stress y la presion no me lo trago, yo me mame todas las simces entre los 80s y 90s y creo que lo del stress no tiene que ver directamente con la prueba en si, es algo que debe trabajarse en casa.

    Deberian cambiar la prueba por una que mida de mejor manera lo que buscan, pero mientras “es lo que hay nomas”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s